Historia del Real Madrid: El Madrid es liguero, profesional, Real y Divino

CompartirPasion: Real Madrid años 20

@javicanarion continúa el serial de la historia del Real Madrid en la tercera década del siglo XX. El Real Madrid se convierte en liguero, al participar en la primera Liga. El Real Madrid es profesional, pues comienza a contratar jugadores dejando atrás el amateurismo. El Real Madrid es Divino, tras la contratación del Divino Ricardo Zamora, y finalmente el Real Madrid es Real, al conseguir este título del Rey Alfonso XIII.

En el capítulo anterior se reflejaba cómo el Madrid había despedido un año aciago con el único rayo de luz del debut de Juanito Monjardín, ídolo del nuevo equipo ganador que el nuevo presidente y ex-jugador, Pedro Paragés, tenía en mente formar.

Fue Pedro Paragés precisamente quien, en una suerte de regalo por la mayoría de edad y el décimo octavo cumpleaños del pentacampeón de España requirió el título de Real para el club. Fue la Mayordomía Mayor de Alfonso XIII quien confirmó el título el 29 de junio de 1920: “Su Majestad el Rey se ha servido conceder […] el título de Real, el cual, en lo sucesivo, podrá anteponerse a su denominación“. Muchos bocetos se dibujaron con el fin de acoplar la corona al escudo antiguo, resultando el diseño actual que todos conocemos, la nueva corona en la parte superior del círculo dorado que enmarca las letras MCF, doradas, y cruzadas por una banda morada que simboliza la Castilla de siempre. Como colofón a tan importante evento, el Madrid venció de nuevo en la región Centro, mas no pudo superar en la Copa del Rey a su gran rival el Athletic de Bilbao, que le venció con rotundidad (4-1) en el partido de vuelta, tras una ida que terminó en empate.

CompartirPasion: España plata en Amberes 1920

@CompartirPasion

El año de la muerte del grancanario don Benito Pérez Galdós, y del gran torero Joselito “El Gallo” en la plaza de toros de Talavera trajo también una gran noticia: la primera gran gesta internacional de nuestro fútbol, la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Amberes 1920. El comienzo de la Furia, el campeonato del rugido de Belaúste a Sabino: “¡A mí el pelotón, Sabino, que los arrollo!“. España ganó la plata venciendo a Holanda por un rotundo 3 a 1, con dos goles de Sesúmaga y uno de Rafael Moreno, “Pichichi”. Recomiendo encarecidamente el fantástico artículo de Fernando Carreño en el diario MARCA sobre la Selección en aquel campeonato y las fiestas que se corrieron.

El año de 1921 fue más pródigo en amistosos que en partidos oficiales para el Real Madrid. El conjunto merengue fue apartado de la Copa del Rey por el Athletic de Madrid, que haciendo un más que digno campeonato llegó hasta la final para caer derrotado por 4 goles a 1 frente al Athletic de Bilbao. Los madridistas, por tanto, aprovecharon su tiempo libre en exhibiciones y amistosos en Portugal, Sevilla o Italia. Eran momentos relajados, en los que nadie presagiaba que la desgracia iba a golpear con fuerza y por vez primera a la familia madridista.

Y es que el año 1922 llegó con la trágica muerte de Sotero Aranguren, el genial y veloz extremo vasco-argentino que tantas tardes de gloria ofreció al Real Madrid en su estancia en el equipo blanco. Con 28 años falleció en Miranda de Ebro, en Burgos, a medio camino entre sus amadas Guipúzcoa y Madrid. Los gestos de dolo no se hicieron esperar en el Real Madrid. No fue la única muerte prematura. El gran goleador del Athletic de Bilbao y la Selección española, Rafael Moreno “Pichichi, muere a los 30 años de fiebres provocadas por la enfermedad del tifus. Año luctuoso pues para el fútbol español, que vio la inauguración del campo de Les Corts, para un Barcelona que se llevaría la Copa del Rey ante el Real Unión de Irún, que eliminó al Madrid en Semifinales. Inauguró estadio también el Real Madrid, con hierba y capacidad para 8.000 espectadores, en Ciudad Lineal. Más de un espectador se imaginó cómo Sotero Aranguren podría haber levantado las briznas de hierba con cualquiera de sus veloces cabalgadas por la banda.

Estatua de Machimbarrena y Aranguren

@CompartirPasion

Cuando los madridistas comenzaban a levantar cabeza tras el fallecimiento de Sotero Aranguren, ilusionándose con el nuevo aunque lejano campo de hierba de Ciudad Lineal, desde Guadarrama llegó otra noticia demoledora. Alberto Machimbarrena, hasta hacía un lustro santo y seña del madridismo, fallecía a causa de una fatal gripe y posterior tuberculosis. El madridismo lloró desgarradoramente por la muerte de sus dos ídolos, erigiéndoles una estatua que aún se puede ver en la Ciudad Deportiva del Real Madrid. Dos caballeros del fútbol que deben servir de ejemplo a cada niño que pise la cantera madridista. En el año de la proclamación de la dictadura de Miguel Primo de Rivera, la Copa de España fue a las manos del Athletic de Bilbao, que había eliminado al Real Madrid y en la final venció al Europa de Barcelona por un escaso 1-0.

El estadio de Ciudad Lineal era un recinto de paso, ya que el Real Madrid estaba preparando su gran obra en la carretera de Chamartín de la Rosa. Un nuevo y espectacular complejo con un estadio con capacidad para 20.000 espectadores, obviamente de hierba, que sería envidia de los demás equipos de la capital. El flamante Real Madrid de Bernabéu y Monjardín conquistó el campeonato regional y se ganó el derecho a disputar el nacional, llegando a la final. El aquella final, disputada en el estadio Atocha en San Sebastián y tras un sentido homenaje a Sotero Aranguren y Alberto Machimbarrena, la Real Unión de Irún de René Petit venció por un tanto a cero a un feroz y digno Real Madrid.

Alcanzada la mitad de siglo, y tras otro fracaso en la Copa del Rey, ya ocho años sin levantarla, el presidente Pedro Paragés decide contratar al primer entrenador a sueldo de la historia del Real Madrid, Juanito Carcer. El Real Madrid se vanagloria de sus nuevas y lujosas instalaciones e invita a ellas a equipos como el Boca Juniors, que le derrota. Con el fin de recaudar dinero, el Madrid sale de gira por Francia y Dinamarca, y se convierte en el primer equipo español en pisar tierras británicas. Perdió los tres partidos, pero sus jugadores amateurs dejaron una gran impresión ante los “pross” ingleses. El Fútbol Club Barcelona se llevó la Copa de España ante el Arenas de Guecho en Sevilla, pero fue sancionado seis meses por ofensas al himno nacional. Como vemos, la falta de respeto no sólo se encuentra en todas partes, si no también en todas las épocas.

El año 1926 es el de la llegada definitiva del profesionalismo al Real Madrid. Se finiquitan los tiempos del romanticismo en el equipo merengue con las contrataciones a sueldo de Miguelón, fichado del Sama de Langreo, y Peña, del Arenas de Guecho. El primero fue un rotundo fracaso, mientras que el segundo, pese a ser fichado con 33 años, realizó algunos partidos más que dignos con la camiseta blanca. El Real Madrid venció in extremis en el campeonato regional tras vencer en su último encuentro a la Gimnástica, pero el Fútbol Club Barcelona de Samitier y Alcántara, claramente superior, lo eliminó de la Copa del Rey con un claro 3 a 0.

En 1927 el Real Madrid volvió a vencer con comodidad el campeonato de la región centro. En la Copa de España, en una esperada semifinal ante la Real Unión de Irún de René Petit, el Real Madrid volvió a perder con los guipuzcoanos quedando eliminados. Real Unión de Irún sería el campeón frente al Arenas de Guecho en un partido disputado, como las semifinales, en el campo del barrio de El Torrero de Zaragoza, el campo del antiguo Iberia maño. Santiago Bernabéu, con el fin de alegrar a los numerosísimos emigrantes españoles, organizó una gira de cuatro meses en América. El Real Madrid jugó y realizó excelentes partidos en Argentina, Perú, Cuba y Estados Unidos.

CompartirPasion: Monchín Triana

@CompartirPasion

Malos tiempos corren en el Real Madrid, con zozobras en los puestos de la directiva y una tardía adaptación al fútbol profesional que ya domina en todo el territorio nacional. Pese a ello, en 1927 el Madrid consigue hacerse con el fichaje del fenomenal extremo derecho Monchín Triana, procedente del Athletic Club de Bilbao, y al delantero valenciano Gaspar Rubio, del Levante. En la región Centro, como es ya habitual, arrasa terminando invicto el campeonato. Sin embargo, el Rácing de Santander apea al Real Madrid de una Copa de España que ganará tras partido de desempate el Fútbol Club Barcelona a la Real Sociedad, en una final disputada en los Campos de Sport de El Sardinero.

Arranca la Liga al fin en el año 1929. Los primeros equipos que la disfrutarán son todos aquellos que hayan disputado una final del máximo torneo nacional, la Copa de España.El sistema de elección de los primeros equipos participantes se explica en el artículo Real Oviedo, en tu afición reside tu grandeza, cuyo resumen mostramos a continuación:

En 1928, gracias al impulso del presidente del Arenas de Guecho, se creó la Liga de 10 participantes, con los 9 campeones y finalistas de la Copa del Rey hasta ese momento, y una plaza libre a disputar por varios equipos representativos de regiones españolas. Los nueve con plaza fija fueron: Athlétic de Bilbao, Real Madrid, F.C. Barcelona, Real Sociedad, Real Unión de Irún y Arenas de Guecho, como campeones, y Atlético de Madrid, Real Club Deportivo Español de Barcelona y Club Deportivo Europa como finalistas. La última plaza tuvo polémica, pues la reclamaba el Celta de Vigo al haber llegado uno de sus clubes constituyentes, el Vigo Sporting, a una final de Copa que la Federación no contabilizó. Por tanto, se jugó un sistema de eliminatorias entre los equipos más potentes del momento: Valencia, Deportivo de La Coruña, Celta de Vigo, Sporting de Gijón, Real Betis, Sevilla, Iberia C.F. (el embrión del futuro Real Zaragoza) y el Real Oviedo. Los carbayones vencieron al Iberia de Zaragoza pero perdieron en la prórroga por un exiguo 1-0 frente al Real Betis. A la postre, fue el Rácing de Santander el que consiguió la ansiada plaza de la primera Liga Nacional de Fútbol.

CompartirPasion: Jaime Lazcano

@CompartirPasion

El Real Madrid fue subcampeón de la primera Liga de España, a un suspiro de dos puntos del campeón Barcelona. En el equipo despuntó un delantero fichado de Osasuna, Jaime Lazcano, que se destapó como un excelente goleador. El equipo merengue volvió a alzarse con el campeonato regional del Centro con autoridad, y redondeó su excelente temporada llegando a la final de la Copa de España. Para ello, tuvo que eliminar a un pundonoroso Athletic de Bilbao en un San Mamés embarrado como no se había visto… pero seco comparado con lo que se iba a ver. Las dificultades en los desplazamientos de la época provocaron que se jugara “la final del agua”. En Valencia, tras una tromba de agua como no se ha vuelto a ver en la ciudad del Túria, por decisión del Gobierno regional y del árbitro, Real Madrid y Real Club Deportivo Español de Barcelona debieron disputar un partido de waterpolo sobre el anegado césped de Mestalla. Monchín Triana marcó el primer gol del encuentro pero el Español remontó con su portero, un ser Divino Ricardo Zamora, saliendo a hombros de Valencia tras su milagrosa actuación. Pero el Real Madrid se vengaría de esta victoria. Al año siguiente, el Real Madrid pasó a ser Divino por cien mil pesetas, fichando a Zamora estableciendo un récord de la época. Pero eso será otro artículo y otra década de la apasionante historia del Real Madrid…

Un abrazo a ellos, un beso a ellas, y nos vemos aquí o en los bares, o en twitter @javicanarion y/o @CompartirPasion.

@JaviCanarion

Me llamo Francisco Javier, o Javi, o Pichi, o Canarión, y vine a nacer entre los lejanos pero audibles gritos de recios alemanes e histéricos italianos mientras se jugaba la final del Mundial de España ’82, muy cerquita del Bernabéu. Por tanto, tuve el privilegio que me acompañará de por vida, el poder decir que el equipo de mis amores, España, me regalase otro 11 de julio por mi 28º aniversario la Copa del Mundo desde Johannesburgo. Los diamantes y los Mundiales, son para toda la vida. Por lo demás soy de querencia merengue, y no me gusta el dulce, pero con el corazón bombeando sangre azul y amarilla de mi equipillo representativo de las Islas Canarias, la Unión Deportiva Las Palmas. Siendo de letras estudié Ciencias, y sintiéndome grancanario aún trabajo en Madrid. Me gustan los deportes, verlos, practicarlos, y ahora, escribir sobre ellos. Me encanta el fútbol, y adoro la noche. Y estoy realmente ilusionado con este proyecto en el que me he embarcado, lo juro, sin pistolas en la cabeza ni monos apuntándome con ballestas. Sólo espero que os guste la página, os gusten los artículos, y perdonéis mi limitada capacidad para escribir. Abrazos a ellos, besos a ellas, y nos vemos por aquí o por los garitos.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebookLinkedInFlickrYouTube

One Response to Historia del Real Madrid: El Madrid es liguero, profesional, Real y Divino

  1. […] manera conjunta. Desde hacía ya algunos años, los equipos de primera división (a excepción de Real Madrid, F.C. Barcelona que son los más beneficiados por el modelo actual de reparto), clamaban por un […]

Deja un comentario

Close
Por favor, ¡ayúdanos a seguir!
Siguiéndonos en Facebook o Twitter nos animas a seguir. ¡Mil gracias!

Twitter

Facebook

Google+

Social PopUP by SumoMe